10 consejos para que tengas una casa más feliz

Tu casa y, por lo tanto, también tu habitación es una extensión de lo que eres, eso ya es más que sabido pero en ocasiones hay que replantearse las cosas para volver a ver tu casa como tu hogar y no como las cuatro paredes donde vas a comer y a dormir.

Además, estudios científicos han demostrado a lo largo de los últimos años (y no tan últimos) que la felicidad está en las pequeñas cosas que haces a diario, y esas pequeñas cosas en forma de hábitos y rutinas repercuten en tu día a día.

Así que, aunque te parezca increíble se puede afirmar que tu casa contribuye a tu felicidad, y aquí te damos una lista de 10 consejos para tengas una casa más feliz y, por lo tanto, tú también lo estés.

consejos-casa-feliz

Índice del artículo

Consejo 1: Haz la cama

Parece mentira que un gesto tan simple y que tardarás en torno a tres minutos en hacer pueda darte felicidad para todo el día, pero ya lo dijo el bueno de Gretchen Rubin que escribió el libro “The Happiness Project” (algo así como “El proyecto de la felicidad”), es uno de las rutinas más simples y más positivas que puedes tener.

También te puede interesar:  Cómo lograr un espacio femenino, fresco y vital

Consejo 2: Mantén las habitaciones ordenadas

Hay otro libro bastante divertido sobre la materia, lo escribió Marilyn Paul y tiene como título: “Es difícil hacer cosas extraordinarias cuando no puedes encontrar las llaves” (en inglés It’s Hard to Make a Difference When You Can’t Finde Your Keys”).

La idea del libro es sencilla: el desorden y el descontrol produce estress, y el orden crea un halo de tranquilidad, y bueno, tengo que decirte que estoy muy de acuerdo con esto, ya que a mí personalmente me pone bastante negro no encontrar lo que busco por no saber donde lo dejé.

Consejo 3: Objetos sentimentales por la casa

Cuando hablo de objetos sentimentales no estoy hablando de poner corazoncitos por el pasillo o estrellitas rosas en el techo de la habitación, ¡ni mucho menos!, sino que pongas objetos que evoquen recuerdos y experiencias positivas en tu vida y, gracias a este recuerdo positivo que vendrá a tu mente cada vez que lo mires o que lo uses serás un poquito más feliz, sencillo, ¿verdad?.

Consejo 4. Empieza un diario con una línea de gratitud diaria

Antes de irte a la cama en lugar de dejarte caer dormido escribe una línea en un diario que responda a esta pregunta: ¿Qué ha sido lo mejor del día?

Este pequeño truco sirve porque la reflexión es una parte importante de felicidad, y más en el momento del día que estás más relajado: antes de meterte en la cama.

Consejo 5. Si no puedes con tu enemigo, únete a él

Hay tareas que no nos gustan pero hay que hacerlas. Unos odian fregar los platos, otros aspirar y otros las clases spinning, pero en lugar de tomarlo como algo negativo hay que intentar dar la vuelta a la tortilla y pensar que vas a disfrutar haciéndolo.

También te puede interesar:  DIY: un nuevo estilo para unas camas viejas

Para esto hay técnicas y todas ellas convergen en hacer algo que te gusta mientras realizas la tarea tediosa, como por ejemplo ponerte música a todo volumen para que puedas cantar mientras.

Consejo 6. Antes de levantarte fija objetivos

El Dalai Lama ya dijo “Cada día, cuando te levantes, piensa: soy muy afortunado de estar aquí con vida, siento aprecio por la vida humana y no la voy a desperdiciar” y bueno, ni que decir tiene que el Dalai Lama es un hombre muy sabio.

Así que, antes de levantarte, además de seguir sus consejos piensa un objetivo para tu día, eso sí, que sea un objetivo realista y alcanzable.

Consejo 7. Haz pequeños favores

La gente que vive contigo, por muchos roces y diferencias que tengáis es la que más te quiere, ya sabes que el roce hace el cariño, y para ellos va este consejo: haz pequeños favores a la gente con la que vives sin esperar nada a cambio, verás como la dinámica se contagia y poco a poco toda la casa es un poquito más feliz.

Consejo 8. Haz una llamada al día

Pero no una llamada cualquiera, sino llamada a un amigo, familiar o conocido tuya. Puedes hacerlo en muchas partes del día: cuando vuelves del trabajo, cuando paseas al perro… así que no tienes excusa por la “falta de tiempo”.

Consejo 9. Gasta el dinero en experiencias para casa

Las experiencias en casa si las montas bien pueden ser muy divertidas, desde una barbacoa en invierno hasta una cena con karaoke en las frías noches de invierno. Este tipo de cosas harán que la casa se mantenga viva, y no te olvides de sacar fotos para verlas en esos momentos de bajón.

También te puede interesar:  Decorar un pasillo

Consejo 10. Gasta unos minutos al día en conectar con alguien mejor que tú

Conectar con un “poder superior” siempre arroja algo de felicidad ya sea ese poder espiritual o no.

En definitiva, si te paras a pensar un par de minutos al día en el Universo y la fragilidad del mismo seguro que te importa un poquito menos que tus niños se hayan dejado los calcetines debajo de la cama.

Fuente: Apartment Therapy.