A todo color

Muchas veces, tendemos a elegir el blanco para las paredes de nuestra casa, porque da más amplitud, porque es un color que encaja con todo tipo de muebles y con todos los estilos… Y sí, el blanco es uan buena opción, pero desde luego, no es la única. Y desde aquí, te animo a cambiar.

Si tienes las paredes en blanco y quieres darle un aire nuevo a tu casa, anímate con los colores. Pero no tienen por qué ser suaves y pasteles. Los tonos más fuertes y llamativos también pueden ser una muy buena alternativa para tu casa.

Te dejo unas cuantas imágenes para que veas ideas. ¿A que te encantan?

Fotos de Apartment Therapy

También te puede interesar:  Decoración con alfombras