Son muchas las ideas que pueden funcionar muy bien para decorar la habitación de un bebé. La verdad es que la idea más clásica, de toda la vida, de pintar y decorar en azul la habitación del niño y de rosa la de la niña ya no es la única opción. Está claro que para las personas de gustos más clásicos es una opción que puede funcionar de maravilla, pero si quieres algo original y diferente, puedes optar por otras opciones muy interesantes.

Es el caso, por ejemplo, de esta propuesta, en la que el color se convierte en el protagonista. La idea es pintar en la pared un abecedario y pintar cada una de las letras en un color diferente. Para que el resultado se más llamativo, lo mejor es elegir colores fuertes, que destaquen: rojo, amarillo, morado, azul… Por supuesto, habrá que repetir colores para poder pintar todas las letras, así que lo mejor, para que el resultado sea equilibrado, es calcular antes de pintar cuántas letras hay y de cuántos colores disponemos, para poder repartir de manera equilibrado los colores entre las letras.

Para que las letras queden perfectas, con un resultado impecable, es colocar cinta aislante alrededor de las letras, para después retirar la cinta, evitando así salirse al pintar las letras.

Como puedes ver en estas imágenes, la idea es muy original y le da mucha alegría al conjunto de la habitación. Fíjate bien en estas fotos, porque podrás ver todos los detalles de esta idea.

También te puede interesar:  Convierte unas viejas sillas plegables en un mobiliario vintage

¿Qué te parece el resultado? La verdad es que queda muy bien y es una manera original y diferente para la decoración de la habitación de los más pequeños de la casa. Sin duda, una idea que puedes hacer tú mismo, que no te saldrá demasiado cara y que queda realmente bien.

Vía| The rich higgings