Adornos navideños ubicados bajo un toque místico

0
91

Ya varias veces les he hablado del Fen Shui, pues aunque paresca mentira puede ser aplicado a también a la colocación de adornos para las fiestas navideñas. Parece algo curioso que una ciencia mística oriental pueda ser aplicada a una fiesta católica, pero es una creencia milenaria que no conoce fronteras ni usos.

Lo primero, seleccionemos el lugar donde irá nuestro tradicional árbol de Navidad, el cual esta asociado a la nobleza de la madera, por lo tanto es mejor que se “comunique” con la tierra, si tenemos una casa grande con jardín adyacente al salón, pues ubiquémoslo ahí; en cambio si vivimos en un piso pequeño o apartamento grande, tratemos de colocarlo cerca de una ventana, para que trasmita la energía positiva exterior. La figura del árbol navideño con sus regalos y adornos pendiendo de él, es un símbolo místico en muchas culturas, no es un “invento norteamericano” como comúnmente se cree y nos vende la propaganda.

La ubicación del nacimiento, que tiene relación con la energía de la tierra, debe tener un principio similar al del árbol. Las luces por su parte, tienen relación con la energía del fuego, asi que colocarlas en ventanas o encima de una chimenea es lo mejor.

Un dato adicional e interesante y que es común a la mayoría de las edificaciones, es que las mejores ubicaciones para estos objetos dentro del hogar, son, en primer lugar las habitaciones y espacios relacionados con el punto cardinal del Este; como segunda opción, el centro de la casa o piso es la mejor.

Aquellos objetos a los cuales no les hemos prestado mucha atención, han sido manipulados poco y no se han empleado comúnmente, deben ser retirados o guardados al recibir el año, la razón tiene que ver con la recepción de energías positivas nuevas, las cuales se encuentran en los objetos “recién llegados”, como los regalos por ejemplo. 

Créditos: imagen obtenida de Kalipedia.com

Dejar respuesta