cuadros

Según el tipo de ambiente varía también la forma de cuadro que debemos colocar. Aquí te enseñaremos algunos tips que deberás tener en cuenta a la hora de elegir los cuadros adecuados de acuerdo al tipo de ambiente donde se desean colocar:

  • Ambientes angostos y reducidos: debemos colocar cuadros de manera vertical, creando así, la ilusión óptica de un techo más alto.
  • Ambientes grandes y bien iluminados: aquí puede disponerse libremente del tamaño y la distribución de los cuadros, pueden colocarse tanto vertical como horizontalmente, o bien, jugar con las formas y estilos, mezclándolas.
  • Ambientes chicos y con poca luz: son lugares ideales para colocar cuadros sencillos y de colores suaves, ya que estos aumentan la claridad.
  • Baños: los motivos de los cuadros para esta parte de la casa deben brindar frescura y limpieza. Son una buena idea cuadros con motivos florales.
  • Ambientes rústicos: en habitaciones donde predomine la madera en conveniente decorar las paredes con cuadros sin marcos de madera ya que resulta redundante.

Por último debemos recordar la regla del nivel de los ojos. Es decir, que los cuadros deben encontrarse a la altura del observador. No es correcto pegar los cuadros a los muebles ni acercarlos demasiado al techo, ya que dan la sensación de que están flotando.

También te puede interesar:  Cuatro reglas de oro para decorar con cuadros