Hoy en día, el problema de los hogares son los escasos metros que tienen algunos de ellos. Podemos hacer alguna reforma para ganar espacio y sacarle más partido. Podemos crear un ambiente práctico, pero para ello, quizás haya que meternos en obra, aunque merece la pena el resultado.

El salón se puede transformar en comedor y sala de estar, ya que los grandes comedores, en ocasiones no se aprovechan, se convierten en la zona muerta de la casa y en la más espaciosa.

Si tenemos algún hueco de escalera, lo podemos convertir en un buen rincón de trabajo con unas lejas y un buen asiento o escritorio.

En la cocina debemos hacer un rincón para establecer una pequeña despensa, pues así la organización se hace imprescindible si queremos aprovechar espacio. Si tenemos isla en medio, podemos optar a hacerla móvil, es una manera de aprovechar el espacio cuando nos interese.

La habitación de los niños, se puede dividir y separar por unas puertas correderas, permitiendo así el espacio para poder jugar y descansar, es una forma de organización de la que ellos también aprenden, evitando que los juguetes se esparzan por toda la casa. Si la habitación queda estrecha y alargada al hacer la separación, las literas tipo tren son una buena opción y muy divertida para ellos.

En el dormitorio principal, si tenemos algún hueco en forma de L, lo podemos aprovechar convirtiéndolo en un pequeño vestidor y aprovechar esa esquina.

Si tu cocina está justo al lado de la sala de estar, no lo pienses, acaba con la pared y únelas, es todo un aprovechamiento mucho más cómodo para todos.

También te puede interesar:  Cocinas con estilo: módulos circulares