La verdad es que no siempre resulta fácil ubicar todos los muebles de la manera que más nos gustaría dentro de nuestra casa. En ocasiones, sobre todo en las casas que tienen más años de antigüedad, es fácil encontrar ciertos problemas como por ejemplo, que hay poco espacio, o que las habitaciones están distribuidas de manera que resulta muy complicado poder colocar armarios, la cama en la posición que nos gustaría…

Si te pasa lo mismo y tienes problemas para colocar el armario dentro del dormitorio porque no encaja debido a la presencia de una columna, de una doble pared o algo por el estilo, no te preocupes, porque seguro que esta idea te resulta de lo más inspiradora y te sirve como una idea para adaptarla a tu casa.

En esta habitación, hay un recoveco en la pared, y como por la falta de espacio no se puede colocar el armario, se ha puesto en práctica una idea de lo más original, que es perfecta para aprovechar el espacio al máximo sin tener que renunciar a tener un armario.

Se trata de aprovechar el hueco para colocar baldas, barras para las perchas y demás, como si fuera un armario normal y corriente. En este sentido, tú decides cómo lo quieres organizar y distribuir, si quieres dos barras, una sola, baldas para colocar la ropa plegada, para los zapatos…

Si piensas que el problema viene ahora, para colocar la puerta, no te preocupes, porque aquí está la clave para lograr un estilo único y de lo más original: simplemente necesitas una cortina, que sale del techo y llega hasta el suelo, que sirve como puerta y a la vez, disimula la presencia del armario.

También te puede interesar:  Cabecero sencillo y eco para tu cama

¿Qué te parece la idea? La verdad es que se trata de un detalles muy original y con estilo, que sin duda solucionará los problemas de espacio en muchas casas.

Foto de Apartment Therapy