Un banco de Ikea convertido en balancín

Ikea es un lugar ideal para encontrar todo tipo de muebles y detalles para la decoración de tu casa. Desde luego, no se puede negar que sus ideas y propuestas son de lo más prácticas y quedan de maravilla. La única pega que se le podría poner es que al final, la decoración queda algo despersonalizada, porque son muchas las personas que tienen los mismos muebles.

Menos mal que ese problema tiene solución. Lo único que necesitas es poner en marcha un poco de imaginación y creatividad para conseguir detalles tan originales como este. Se trata de un balancín para colocar en el porche o en el jardín creado a partir de un banco de Ikea.

Se trata de un DIY original y muy sencillo de hacer, que me ha parecido todo un acierto, porque ya estamos disfrutando del buen tiempo, y un banco como este puede ser una alternativa ideal para poner un punto original y decorativo en el jardín y además, para disfrutar tomando el fresco.

La idea es muy sencilla: no montes las patas en el banco, y déjalo solo con el asiento y el respaldo. El siguiente paso es conseguir unas cuerdas en el mismo tono que el banco (en este caso, las cuerdas son de color blanco, igual que el banco), para que no destaquen demasiado y utilizarlas para colgarlo en un árbol o en un soporte, que debe ser muy fuerte (para que sea lo suficientemente seguro).

Como puedes ver, la idea es sencilla y no requiere tener muchas habilidades. Por otro lado, una de las cosas que más me gusta de esta idea es que puedes personalizar a tu gusto el balancín, eligiendo un modelo u otro de banco, para que puedas optar entre las diferentes posibilidades que te ofrece el catálogo de Ikea.

También te puede interesar:  Una Casa en Ibiza

Vía| Sweet Paul

  • pilar

    Hola me podrias decir el modelo de banco de Ikea para hacer el balancín?, no lo encuentro, gracias.