Cada vez son más las personas que disfrutan de su hogar acompañados de una mascota. Tener un animal en casa es una fuente de diversión y alegría pero también de responsabilidad. Conviene tener diferentes elementos en casa para que la mascota se sienta cómoda y confortable. Por ejemplo, para echar un sueñecito. Hoy os presentamos algunas camas para gatos. Unas clásicas y otras más originales y divertidas.

Muchos gatos se acostumbran a dormir en la cama de su amo. Son animales con una desmedida pasión por el descanso. Cualquier lugar puede ser bueno para una siesta rápida. Pero al final del día, los gatitos tienen tendencia a acompañar  a su amo a sus aposentos. Si el gato se acostumbra va a ser difícil que cambie su hábito, y, por otro lado, son muchas las personas que se sienten cómodas con su gato en la cama.

Pero si no nos dejan dormir o queremos más intimidad, una cama especial para gatos es la opción adecuada. Por ejemplo, tenemos la hamaca de la foto superior. Un precioso mueble funcional con una agradable tela, para que nuestra mascota pase sus horas de sueño sobre ella. A estos felinos les gusta sentirse protegidos y seguros, dominar el espacio, por lo que este mueble puede aislarles adecuadamente, para que estén más cómodos.

Por otro lado, tenemos una sencilla camita de madera, más tradicional, al estilo de las nuestras. Lo más importante es ponerles una manta de tacto agradable y caliente donde el gato esté lo más confortable posible. Si no le gusta el tacto de la manta difícilmente conseguiremos nuestro objetivo.

También te puede interesar:  Soluciones para mascotas: Kit-in-box

Por último Ikea nos ofrece este producto más alegre y moderno, imitando una flor con un cojín en medio. Muy cómodo, gracias a los pétalos el gatito podrá sentirse dueño del espacio y bastante bien aislado.

No obstante, cada gato es un mundo. A la mía no le convenció esta última opción de la firma sueca y sigue yendo a la cama a dormir…. Como uno más de la familia.