Mediante algunas ideas fáciles de implementar podrás cambiar el aspecto de tus puertas generando que las habitaciones luzcan totalmente remodeladas. Buenas ideas que te ayudarán a cambiar el estilo en poco tiempo y con muy poco dinero.

Si el aspecto de tus puertas no te gusta o sientes que quieres darle una nueva decoración o estilo a tu habitación nada mejor que poner manos a la obra y cambiarlas sin entrar en obra y sin gastar miles de euros. Te daremos ideas fáciles y muy prácticas que podrás realizar tú mismo.

Cambiar el aspecto
Fuente: Vidreglass

Cámbiale la manivela o pomo. Una manera de darle a la puerta un aspecto diferente es cambiarle el pomo o manivela, verás que con una mínima inversión la puerta se verá totalmente renovada. En las actualidad podremos encontrar muchas opciones de diseño, hasta algunos modelos pintados a mano que son muy bonitos y originales.

Recuerda elegir el tono y modelo que combinen con el resto de la decoración.

Si te gusta pintar anímate a cambiarle el tono a tus puertas, si la decoración te lo permite usa algún color que sea fuerte y alegre. En algunos casos se puede utilizar un acabado de pizarra o metálica. Algunas marcas cuentan con una variedad enorme de colores y texturas que ayudarán a cambiar el aspecto de las puertas. Si quieres que el trabajo te resulte más fácil deberás quitarla del marco y colocarla sobre dos caballetes, de esta manera se podrá pintar en forma horizontal.

Colócala molduras en las puertas. Si la puerta es lisa parecerá nueva. En las tiendas de bricolaje se consiguen todas las herramientas necesarias para que puedas colocar las molduras y darle una forma diferente. Existen algunos modelos rectos, otros con forma de arco. Solo será necesarios presentarlos en la posición correcta y encolarlos. Después se deberá pintar con el mismo tono o con algún color contrastante.

También te puede interesar:  Curiosas composiciones para el salón