¿Te gusta el estilo mediterráneo? Lo cierto es que es una opción muy acertada para la decoración de interiores, sobre todo para casas en la playa y segundas residencias. Dentro de las características que definen a este estilo, cada uno puede aportar su toque personal y su parte más creativa, pero lo cierto es que se trata de un estilo muy fresco y con aires muy veraniegos.

Una buena idea es empezar ya desde la puerta de entrada dejando claro el toque mediterráneo de la vivienda, con todo el exterior en blanco y una puerta en madera, también en color blanco.

En el interior, el blanco es uno de los colores que tiene que predominar, con espacios amplios y abiertos, dejando que la luz se convierta en una de las grandes protagonistas de la decoración. No hay duda de que es una de las claves para conseguir un estilo mediterráneo impecable.

Lo mejor es que las paredes sean lisas, y mejor todavía si tienen aspecto de encaladas, porque le dará un aire más mediterráneo a la vivienda.

 

 

 

Loa arcos también son muy buenos aliados en este estilo de decoración, y pueden ser la opción perfecta para separar estancias o también para marcar diferentes ambientes dentro de una misma habitación.

Aunque el blanco es uno de los colores protagonistas de la decoración de las casas de estilo mediterráneo, el azul es otro de los colores que mejor encaja dentro de este estilo. De hecho, la combinación entre blanco y azul es uno de los grandes aciertos dentro del estilo mediterráneo a la hora de decorar.

También te puede interesar:  Un palacio inusual

Fíjate en lo bien que queda en esta habitación:

No hay duda de que se trata de una opción muy a tener en cuenta, puesto que se puede jugar con el azul en toda su gama, una alternativa realmente interesante a la hora de decorar.

Fotos de Apartment Therapy