Las cocinas que inspiran naturaleza, dan una sensación de frescura y bienestar, este es el mensaje de los colores, el verde da sosiego y relax ¡qué mejor sensación para tu cocina!

Es la zona más visitada por todos, por lo tanto, hay que prestarle atención, intenta que sea alegre, bien organizada y que tenga un ambiente agradable. A todo esto le acompañará el buen humor.

Todo lo que acompaña a la decoración de la cocina lo puedes ajustar al color verde, en diversas tonalidades quedará un ambiente estupendo y primaveral. Azulejos, muebles, accesorios, lámparas… todo en bonitos tonos verdes combinados.

Una de tantas combinaciones, puede ser los azulejos en verde  oscuro o verde limón. Los armarios, si no quieres gastar mucho dinero, puedes pintar los que ya tenías, dándole un barniz con color madera rústica (las hay con ligero tono verde). Mesas, sillas y lámparas de verde pistacho quedarán impactantes. Si esta combinación te parece demasiado verde, puedes jugar con varias tonalidades, pero siempre con predominio del verde, por ejemplo, dejar todos los armarios en madera natural y los azulejos en verde. Otra opción, es darle el tono verde solamente al mobiliario y dejar los azulejos en blanco.

Si tu cocina no tiene azulejos, el color blanco de la pared, es perfecto para unos armarios verdes claros, haciendo juego con mesas y sillas.

Hay personas que les agrada las alfombras en la cocina, un buen contraste, sería de una tonalidad de verde, pero siempre más claro para dar luminosidad.

Fuente: static 1

 

También te puede interesar:  Sillas y menaje de señales de tráfico reutilizadas por Boris Bally