Colores fuertes y aires orientales

Son muchas las maneras que tienes de poner un toque de oriente en tu casa. Lo cierto es que ese toque oriental es una tendencia de lo más puntera, y son muchas las casas en las que está presente.

No hay duda de que puede ser todo un acierto si te gusta decorar con un toque de personalidad. Si te has fijado en otras ideas inspiradas en el estilo oriental para la decoración, seguramente habrás visto ideas y propuestas estupendas pero que, en ocasiones, se pueden ir un poco de precio.

Por eso, una de las mejores maneras de poner un estilo oriental a la decoración de tu casa sin tener que gastar más de la cuenta, poner en marcha la creatividad y poner un toque DIY a la propuesta puede ser una buena opción.

En este sentido, he encontrado esta idea que puede quedar genial y que no es demasiado complicada. Parte de la clave está en la combinación de colores lisos y fuertes, en la pared y los muebles, muy al estilo hindú, en el que los contrastes de colores son los protagonistas.

Lo cierto es que puede quedar realmente bien y hasta puedes encargarte tú de la pintura tanto de la pared como de los muebles. Otra de las cosas que pueden funcionar muy bien para ponerle el toque final es conseguir algún detalle, como Budas, elefantes, o detalles orientales, para colocarlos como parte de la decoración, una propuesta de lo más interesante.

Lo mejor de todo es que no te resultará demasiado caro, puesto que en gran cantidad de tiendas puedes encontrar este tipo de detalles decorativos a muy buen precio. La verdad es que como puedes ver en la imagen superior, esta alternativa es una manera estupenda de llevar un trocito de Oriente a tu casa.

También te puede interesar:  Organiza el armario con perchas y ganchos de cortina

Foto de Design Sponge