¿Con qué mueble auxiliar separo los ambientes?

0
84

Existe en el mercado infinidad de mobiliario auxiliar y, es posible, que nos encontremos con uno adecuado a cada uso, estancia o espacio. La mayoría de ellos se distinguen por su funcionalidad.

Conjunto de mesitas nido

Una observación: en estudios de escasos metros, podemos amueblar toda la vivienda con mobiliario auxiliar. Por ejemplo, podemos utilizar un distribuidor de tela y unos percheros a modo de armario ropero; también podemos elegir una mesa plegable en vez de una mesa de comedor; o, cambiaremos una cama por un butacón transformable.

Si comentamos las vitrinas, diremos que se caracterizan por contener objetos en su interior (casi siempre cristalería, vajilla y/o adornos) evitando que éstos se rompan o manchen; adornando la estancia, al estar expuestas junto al mobiliario convencional.

Respecto a las sillas plegables diremos que son muy prácticas cuando tenemos invitados así, completaremos el número de asientos según las personas que vengan a nuestro hogar. Últimamente están muy de moda los modelos apilables.

Luego tenemos el mobiliario con cajones. Lo encontramos en distintas alturas, sin patas, con patas, con ruedas. En este caso no podemos olvidarnos de las cómodas: nos solucionan muy bien el problema de espacio al situarse en pasillos o áreas de pequeño tamaño.

Por último, hablaremos de las mesitas: podemos encontrarlas de plástico, madera, melamina, aluminio o, incluso, cristal. Nos servirán a modo de mesa de centro, rinconera o cómodín. Las más apropiadas para habitaciones infantiles son las plegables o abatibles, ya que ocupan muy poco sitio. Los diseños actuales se decantan por los conjuntos nido, que abarcan tres o más, en el espacio de una. También las hay con forma de escalera o con cajones y/o ruedas. Todas nos serán de gran utilidad en cualquier rincón de nuestro hogar.

Dejar respuesta