Los colores pueden ser una de las claves para darle un aire totalmente nuevo a cualquiera de las estancias de una casa. No hay duda de que son muchas las alternativas que se pueden poner en marcha a la hora de darle un toque alegre y llamativo a cualquier estancia, pero jugando con el color se pueden conseguir los mejores resultados.

Entre las muchas alternativas diferentes que pueden funcionar muy bien a la hora de decorar con el color como protagonista, una de las mejores es optar por la mezcla de colores, todos ellos alegres y con estilo, para decorar con un toque muy a la última.

En la foto superior puedes ver un ejemplo de cómo decorar con colores una habitación dormitorio. En primer lugar, elige un color alegre y llamativo para las paredes, siempre teniendo en cuenta que si es demasiado fuerte puede ahogar un poco y te puedes acabar cansando de él.

Por otro lado, es importante que tengas en cuenta que los textiles de cama son fundamentales a la hora de crear un espacio y personalidad en la estancia. Para hacerlo, simplemente tienes que elegir sábanas, cojines y fundas que también tengan colores a la última y con personalidad.

Por último, la idea del techo me ha encantado, ¿no te parece un acierto absoluto? Se trata de llenar el techo de lámparas de papel de colores diferentes, que pueden combinar con los textiles de cama, o darle un punto de contraste con otros tonos.

La verdad es que la idea es muy original, queda muy bien y además, si buscas este tipo de detalles con tiempo, en diferentes tiendas y demás, no hace falta que te gastes demasiado, porque seguro que encuentras estas ideas a muy buenos precios.

También te puede interesar:  Paredes en tono lila

¡Y nada mejor que llenar la casa de color para ponerle un toque alegre!

Foto de TLC