Consejos para encontrar el sofá cama ideal

Hay una pieza clave que no puede faltar en el hogar moderno y funcional: el sofá cama. Esta maravillosa invención es perfecta para aprovechar al máximo el espacio y recibir a los invitados de manera cómoda y estilizada.

Los sofás cama se han convertido en una solución cada vez más popular en los hogares de hoy en día, debido a su versatilidad y comodidad. Ya sea que vivas en un departamento pequeño o en una casa amplia, puede ser tu aliado perfecto. Pero, ¿cómo encontrar el ideal? Aquí te traemos los mejores consejos para hacerlo.

Considera qué función le darás

Antes de comprar un sofá cama, es fundamental que tengas claro cuál será su función principal. ¿Lo utilizarás principalmente como sofá y sólo ocasionalmente como cama? O, ¿será una solución de alojamiento más regular para familiares y amigos? Dependiendo de su uso, es necesario prestar atención a factores como la comodidad, el tamaño y la calidad del colchón, así como la facilidad de apertura y cierre del mecanismo.

Ten en cuenta el espacio disponible en tu sala

Este punto es crucial al momento de elegir un sofá cama. Mide cuidadosamente el área en la que deseas colocarlo, teniendo en cuenta no sólo su tamaño cuando está cerrado, sino también cuando está abierto.

Asegúrate de que haya suficiente espacio para circular cómodamente alrededor del sofá cama una vez abierto. Considera también la altura del techo y la ubicación de las ventanas, ya que esto podría afectar la funcionalidad y la estética del sofá cama en tu decoración de sala.

Consejos para encontrar el sofá cama ideal 3

Conoce los distintos tipos de apertura de sofá cama

Existen varios tipos de mecanismos de apertura en los sofás cama, cada uno con sus particularidades:

  1. Sofá cama plegable. Este tipo de sofá cama cuenta con un mecanismo sencillo en el que el colchón se pliega por la mitad. Son fáciles de abrir y cerrar, pero suelen tener colchones más delgados, lo que puede afectar la comodidad si se utiliza con frecuencia como cama.
  2. Sofá cama de apertura italiana. Permiten que el colchón se despliegue sobre un bastidor metálico sin necesidad de quitar ningún cojín. Son más cómodos y fáciles de abrir que los sofás cama plegables, pero suelen ser más costosos.
  3. Sofá cama clic-clac o futón. Estos modelos se convierten en cama al hacer «clic» en el respaldo, que se reclina hacia atrás y se une con el asiento. Son económicos y fáciles de usar, pero su comodidad como cama puede ser limitada, ya que el colchón suele ser más delgado.
  4. Sofá cama nido. Este tipo de sofá cama oculta una cama adicional debajo del asiento, la cual se desliza hacia afuera y se levanta para quedar al mismo nivel que el sofá. Son ideales para habitaciones pequeñas, pero es importante tener en cuenta que necesitan más espacio en el suelo para desplegar la cama extra.

Comprueba que coincida con tu decoración de sala

Una vez que hayas considerado la función, el espacio y el tipo de apertura, es momento de asegurarte de que el sofá cama que elijas combine perfectamente con tu decoración de sala. El estilo, los materiales y los colores del sofá cama deben complementar y enriquecer el diseño general de tu sala de estar.

Tómate tu tiempo para investigar y seleccionar el tapizado adecuado. Puedes optar por un sofá cama en tonos neutros que se integre fácilmente en cualquier decoración, o darle un toque de color y personalidad con un diseño más atrevido. No olvides prestar atención a los detalles, como las patas y los accesorios, que pueden marcar la diferencia en la estética final.

Consejos para encontrar el sofá cama ideal 4

Encontrar el sofá cama ideal no es una tarea imposible. Simplemente sigue estos consejos, ten en cuenta tus necesidades y estilo personal, y disfruta de la comodidad y la versatilidad que un buen sofá cama puede ofrecer. ¡Atrévete a explorar y transformar tu espacio con esta pieza clave en la decoración de interiores!

Scroll al inicio