Un cuadro DIY con billetes del metro

A la hora de decorar las paredes, hay muchas ideas de lo más originales que pueden quedar muy bien. Y es que no hace falta recurrir a los cuadros clásicos de toda la vida, o a los vinilos, que aunque son más modernos y originales, también son algo más habitual. Hay cosas que pueden quedar muy bien como elementos decorativos. Un ejemplo de ello son los mapas, que pueden ser una muy buena idea, o los pósters de estilo retro, coloridos y animados, que le dan un estilo muy original a la decoración.

Pero además, hay otras ideas que pueden ser todo un acierto. Es el caso, por ejemplo, de los cuadros DIY, que puedes hacer tú mismo sin necesidad de invertir mucho.

Seguramente te estarás preguntando cómo hacer uno de estos cuadros, ¿verdad? Pues las ideas son de lo más variadas, y el límite lo pone tu creatividad. Pero si no tienes muchas ideas a la vista, aquí va algo que te puede encantar: un cuadro hecho con billetes de metro.

Lo único que tienes que hacer es conseguir billetes de metro y pegarlo, uno tras otro, en un soporte, tipo lámina o cartulina, para después enmarcarlo. Puedes utilizar los billetes de metro de tu ciudad o, si viajas, los billetes de metro que uses en tu viaje. También puedes hacer un cuadro con más significado, utilizando los billetes de metro de una ciudad en la que has vivido durante mucho tiempo, o en la que estás viviendo por un tiempo.

El cuadro queda realmente bien en una estancia actual, ya que tiene un estilo muy moderno y urbano, perfecto para decorar una casa o un estudio moderno. Por cierto, a la hora de elegir el marco, puedes optar por algo en madera como gastada, como en la foto, que contrasta con el aire moderno de los billetes de metro.

También te puede interesar:  Cesta de fieltro paso a paso para decorar

Vía| BHG