Cuando llega el momento de pintar tus paredes puede que se presenten algunos problemas propios de esta actividad. La pintura es muy linda y además permite desplegar la imaginación, pero puede volverse difícil elegir la pintura adecuada.

Hoy en día hay un bombardeo de marcas, colores, tipos y precios de las pinturas y a veces puedes cometer un grave error así que ten en cuenta estos consejitos para que tu compra y tu pintura sea perfecta para tus paredes.

Lo primero es ir a una barraca o pinturería de su total confianza, donde pueda hablar con su vendedor sin temor a que le venda un producto malo por el solo hecho de vender.

· Trate de comprar esa marca de prestigio y de mejor calidad, por más que gaste un poco más de dinero, esto le ahorrarlo en el futuro.
· No olvide homogenizar el producto antes de utilizarlo, ósea antes de abrir la lata o el recipiente de pintura cámbielo varias veces de posición como si lo estuviera batiendo.
· Tenga en cuenta que a veces se le preparan las cantidades exactas para pintar con una tonalidad en especial. Cuando llegue el momento de mezclarlo hágalo tal cual su asesor le indico y hágalo de una vez así no sufre variaciones de tonalidades.
· Nunca te olvides de proteger los muebles de alrededor y los pisos para que no sufran manchas difíciles de sacar y en algunos casos imposibles de remover.
· Para los espacios detallados, como por ejemplo los toma corrientes y llave de luz te recomendamos pintar con un pincel más pequeño.
· Lo primero en pintar siempre son los techos porque una vez que están terminados ya te olvidaras de ellos.
· Se recomienda delinear los filos entre las paredes y el techo, con una brocha pequeña.
· Cubra los zócalos con diario para que no se estropeen.
· Trate de elegir siempre una pintura que sea lavable, siempre será mucho mejor contar con este tipo de superficies por cualquier problema que pueda suceder.

También te puede interesar:  Reparar agujero en tabique de yeso