En esta época del año, una decoración con frutas desecadas es la opción ideal. Los colores y aromas de este tipo de decoración van perfectamente con la estación que estamos atravesando, y nos permiten vestir a nuestro hogar de otoño de la mejor manera.

frutas 1

Para decorar con frutas desecadas solo debes aprender algunas técnicas muy fáciles que no te fallarán. Para esto puedes utilizar cualquier tipo de fruta: manzanas, naranjas, bananas, pimientos, entre otros.

  1. Para comenzar lo primero que debes hacer es cortar la fruta que hayas elegido en rodajas de entre 6 y 8 mm.
  2. frutas 2

  3. El siguiente paso será colocar las rodajas en agua y sal.
  4. frutas 3

  5. Luego del transcurso de diez minutos, deberás sacarlas y dejarlas secar sobre algún papel absorbente, durante tres días.
  6. frutas 4

  7. Una vez secas ya estarán listas para decorar.

Fuente: DecoraBlog.

También te puede interesar:  Aire: una alfombra de diseño