decorar pared bicolor

Ya hemos visto cómo nos puede ayudar enormemente en la decoración, el decorar las paredes, aprovechando el máximo colorido. Y con tantos posibles colores, tonalidades y variantes, podemos elegir tantas opciones que engalanarán nuestro entorno. Además recurrir a la pintura de las paredes para decorar, es una forma de decorar con más posibilidades y con un costo más accesible. Y cuando se decide cambiar la decoración también es más fácil de sustituir.

En la decoración de pared de este salón, se recurre a unos detalles que también conocemos en este espacio, y son las paredes labradas, pero ésta se puede aprovechar aunque la pared sea una pared totalmente sencilla. Pintando en la parte baja con el color blanco como base y que ya sabemos es un color que siempre inspira orden y  pulcritud. El espacio superior se puede pintar con un color celeste azulado como el de la imagen o podemos ir aprovechando, otro color que combine o contraste a nuestro gusto.

El techo se pinta del mismo color que el color básico que es el blanco, esto resulta enormemente favorecedor porque mantiene el equilibrio y siendo que un color es ligeramente menos claro, mantiene la luminosidad que hemos logrado con esta decoración de pared. Algunos detalles en la pared como son cuadros y otros, añaden atractivo a esta pared  que por demás se ve elegante y muy original.

A la hora de decorar paredes, se pueden aprovechar muchos estilos y tendencias de ornamentos pero también muchas formas de pintar la misma. Esta es una de ellas, y aunque era una forma decorativa importante en el 1800, con el tiempo fue cayendo en desuso para ir recuperándose lentamente pero seguro en esta época, cuando pintar las paredes y decorar con mucho encanto y originalidad. Y ahora que vas a renovar para el 2013 debes tenerla en cuenta.

También te puede interesar:  ¿Conoces la técnica de la W para pintar tus paredes?