decorar pared vintage

Me encanta lo vintage, a quién no le gusta, a todos nos fascina lo que parece evocador y nostálgico. Y si a ti te gusta, seguro que te encantará convertir una pared en un entorno vintage, claro habrá que tener en cuenta para completar la decoración, el mobiliario. Pero si te fijas, muchas decoraciones vintage no se ocupan tanto de la decoración de las paredes.

Y la pared como siempre insistimos es un tremendo agregado a la decoración de interiores, por lo que sacarle provecho es una forma segura de lograr una decoración atractiva y práctica. En esta imagen encontramos la decoración de una pared vintage, utilizando papel tapiz en color blanco con hojas en tonos grises. Esto es especialmente atractivo porque las hojas siempre dan la sensación de movimiento y combina la pared con el mobiliario y las puertas envejecidas, adrede.

Si piensas en asumir esta decoración, debes elegir bien el papel tapiz, es ideal que sea blanco o en tonalidades pastel porque ese color se adapta mejor al predominante aspecto desgastado en marrón y blanco de los muebles, y otros ornamentos que se utilizan para recrear ambientes en este estilo, que tiene gran difusión ahora. Es importante tener en cuenta que si las paredes son de madera, mejor que el papel tapiz es pintarlas con tonalidades “degrade”

Para preservar el aspecto del papel es ideal darle una capa de laca, lo que evita que el mismo se deteriore y se cambie de color lo que pensaríamos contribuye al efecto, pero no es así, nadie quiere ver un aspecto deteriorado porque es así en realidad, sino un efecto que parece deteriorado. Y claro en las tiendas especializadas, encontrarás muchas ideas geniales para decorar una pared vintage, con los decorados más originales y atractivos, no tienes más que decidirte a tener la más bonita de las paredes.

También te puede interesar:  Decora tu casa con paredes de pizarra