La decoración naútica es un estilo que gusta a muchas personas. Se usa, sobre todo, en casas de playa o residencias de asueto, pero también es una opción adecuada para tu casa principal si eres un amante de los barcos. En esta ocasión te traemos ejemplos de decoración naval en cuartos de baño. ¡Te sentirás todo un capitán mientras te das una ducha!

En este estilo predominan las rayas imitando a las camisetas de los marineros. Los azules y blancos suelen ser los colores estrella, acompañados de elementos propios del mar, como barquitos decorativos o pequeños remos. En esta ocasión han utilizado los contrastes entre el azul intenso y el color ocre suave de la pared para crear un bonito contraste.

Los detalles también son muy importantes para lograr el efecto que queremos. Así, unas pequeñas estrellas de mar en una habitación pintada de azul pueden darnos la sensación de estar nadando debajo del agua. ¿Te has fjado en el detalle del lavabo? Exacto, imita la forma de un timón, todo un toque de originalidad para esta decoración náutica.

Otro color muy marinero es el rojo, que combinado con el blanco nos da unos contrastes fantásticos para esta habitación de la casa. El objeto que más relacionamos con este elemento es el clásco salvavidas. ¿No has pensado que podría ser un excelente marco para los espejos del baño?

Como puedes ver, la decoración náutica es algo muy fácil de conseguir si tienes un poco de imaginación para combinar los objetos.  Puedes comenzar con un patito de goma y un barco pirata para la bañera y de ahí… hasta donde quieras llegar.

También te puede interesar:  Del instituto a la universidad