Casi todos tenemos en casa fotos de los mejores momentos para recordar, de familiares, seres queridos… pero… ¿has pensado en decorar con fotos?, pues una buena manera de decorar tu casa con un estilo y toque personal, de esta forma ahorrará en la economía, no necesitas cortinas, pintura, cambiar los muebles… simplemente con sacar del baúl esas fotos que tienes guardadas te bastará.

El decorar una pared colocando fotografías, no solo de poner una a una y ya está, hemos de situarlas y escoger el lugar para cada una de ellas, agruparlas por temas o para destacar alguna en especial. Por ejemplo, en el salón, si tienes una pared vacía, en ella se pueden colocar imágenes de todos aquellos viajes que has realizado, aquellos lugares en los que estuviste y te causan tantos recuerdos.

Igualmente hay que escoger el espacio para crear ambiente. En una habitación de niños, lo más ideal, son las fotos jugando con papá y mamá, momentos de cuando eran bebés… quizás sean adolescentes y les gusten aquellas fotos en las que aparecen sus amigos, algún paisaje preferido…

Los marcos han de tener un orden, el cual, depende de tu gusto personal o del espacio que se disponga. Una forma es a modo de puzzle, es decir, completando una figura geométrica. En las paredes de la escalera, se puede hacer a modo degradé, pues dará el efecto de ir subiendo y bajando a la altura de los ojos mientras que subes o bajas por la escalera.

Fuente: decora ilumina

También te puede interesar:  ¿Qué tal un día de campo... con Ikea?