Decorar la habitación de las niñas con flores de papel

Si algo les gusta a las niñas, eso es decorar y redecorar su habitación, una y otra vez. Por eso mismo, mientras más ideas tengan a mano los papis, posiblemente más fácil será concentrar a la peque de la casa en un plan decorativo viable para su decoración, y así evitar alguna idea por demás estrafalaria.

En esta línea, hoy te proponemos una idea que, por muy sencilla que sea, no deja de resultar muy bonita para cualquier habitación de niña, que fácilmente puede realizarla ella misma (pero la ayuda de los papás nunca está de más), y que además resulta muy económica.

Se trata de convertir las paredes de la habitación infantil en un verdadero jardín de flores de papel, que le aporten color y alegría a toda la habitación.

Para esta manualidad necesitarás cartulina de varios colores, pegamento, rotuladores, vinilos (opcional), harina de maíz (opcional), 1 lápiz y una tijera.

Comienza dibujando el patrón más típico de las flores sobre el lado del revés de la cartulina. Realiza varios diseños. En varios tamaños y colores, teniendo en cuenta el resto de la decoración de la habitación a la hora de escoger los mejores tonos.

Una vez tengas todas tus flores dibujadas, comienza a cortarlas con cuidado, y luego realiza un pequeño doblez entre cada pétalo, para realzar a éstos y así proporcionar una sensación de volumen.

Posteriormente, esparce un poco de pegamento sobre el centro de cada flor, y pega encima un poco de harina de maíz, para formar una corona amarilla y granulada, como si se tratara de una flor de verdad.

También te puede interesar:  Un dormitorio infantil de doble uso

Cuando ya tengas todas tus flores listas, comienza a pegarlas en la pared, a la altura que más te guste, luego de lo cual tendrás que realizar los tallos y las hojas, lo cual lo puedes lograr dibujándolos con un rotulador, o a través de la aplicación de vinilos.

Lo demás, solo dependerá de tu imaginación!