decorar pared

Muchas veces no se necesitan grandes detalles para decorar paredes, como hemos insistido, salirse de lo cotidiano puede dar un buen resultado. Además, los tiempos que corren no son tan propicios para emprender grandes cambios pero mantener un entorno atractivo es parte de disfrutar de nuestro hogar. Así que ideas como ésta, cobran especial interés porque puedes darle un toque de coquetería a la estancia con apenas un detalle como pintar un reloj.

Esta es una idea genial sobretodo para decorar paredes para quienes disfrutan, pintando,creando y son especialmente talentosos con el bricolaje y las manualidades. Un reloj para darle un aspecto diferente a la pared del salón, a un pasillo, a la cocina, o quizá a un dormitorio que queremos convertir en una estancia especial. No es cualquier reloj, es una preciosa forma de pintar el espacio y darle un acabado ligeramente “gastado” que encantará a todos.

Para decorar paredes con un reloj pintado en colores degradados, necesitarás tonalidades suaves del gris, el beige, el blanco y el negro más tenue. Si te gusta pintar y tienes talento para ello puedes emprender este bonito detalle pero sino, igual puedes optar por enviarte a hacer un vinilo que es una forma fácil y atractiva de decorar. Los vinilos se hacen hoy a precios accesibles y en mil diseños que tú puedes personalizar como éste.

No hace falta tener el mobiliario perfecto como el de la imagen para el entorno, porque la decoración de pared ya por si misma engalanará el espacio. Pero si tienes tus viejas sillas en el trastero quizá remozarlas un poco te ayudará a conformar un ambiente más único y especial. Como siempre decimos, el secreto está en personalizar estas ideas tan atractivas y accesibles de decorar nuestra casa partiendo de un solo detalle en la pared.

También te puede interesar:  Haz tus propias velas decorativas

Imagen: Pinterest