En este artículo te daremos algunos consejos acerca de cómo decorar las paredes de un dormitorio infantil de manera exitosa.

Utiliza tu imaginación

Decorar las paredes
Fuente: Faseextra

Una de las estancias en donde más podremos desplegar la creatividad y la imaginación es en las paredes de una habitación infantil, ahí podremos plasmar la alegría, el sentido del humor, la creatividad. En la actualidad existen diferentes soluciones que se pueden tener en cuenta para lograr óptimos resultados. Podemos animarnos al uso de los colores atrevidos, de la pintura pizarra, de las pinturas imantadas, de los papeles pintados, vinilos, pegatinas y cientos de alternativas más que podrán crear un estilo diferente a todos.

Tengamos presente que las paredes son sitios ideales para dejar plasmadas las preferencias de los pequeños, y así motivarlos en sus primeros años de aprendizaje. En las actuales tendencias decorativas se busca dar cierto carácter y personalidad a las paredes de las habitaciones, eligiendo siempre una pared como principal y limitando el protagonismo de los textiles y de los diferentes muebles que se puedan usar.

Enfócate en la percepción del espacio

Decorar las paredes
Fuente: Alvaro Zarzuela

El hecho de decorar las paredes con cierto grado de creatividad e imaginación ayudarán a mejorar y modificar la percepción del espacio, levantar el ánimo, y estimular la creatividad de los niños de la casa, y por otro lado, te permitirán reinventar la decoración sin la necesidad de tener que invertir una cifra muy elevada de dinero.

También te puede interesar:  Maravilla por tus paredes ultramodernas

Una de las mejores opciones que podrás tener en cuenta son los papeles pintados, si bien son un clásico dentro de la imaginación en los últimos tiempos han aparecido mucha opciones novedosas, además tienen la ventaja de ser bastante resistentes y fácilmente lavables, por eso son una excelente opción que podrás tener en cuenta a la hora de decorar las paredes de una habitación infantil. Con sólo pasar un trapo húmedo podrás borrar los diferentes rastros que dejaron sobre los muros, tanto sus garabatos, sus dibujos o el simple hecho de que apoyaran sus manitas sucias.

Para lograr una decoración armoniosa y equilibrada podrás combinarlos con los textiles. Verás que el resultado es el ideal.

Atrévete a usar parchwork

Decorar las paredes
Fuente: Silvia Rodriguez

Una de las últimas tendencias en lo que se refiere a la decoración de las paredes infantiles es el uso del patchwork, si quieres conseguir un revestimiento realmente original podrás realizarlo con paneles creados con retales tensados sobre un bastidor, como el de los lienzos o sobre una plancha de aglomerado fijada a la pared. También se podrás elegir alguna variante de papel pintado que tenga este efecto o crearlo pegando diferentes trozos de papel estampado generando un verdadero patchwork.

Otra buena alternativa es realizar pinturas a mano alzada, podrás crearla en un mural o con plantillas, ambas opciones son ideales para la pared del dormitorio infantil. Podrás incluir el nombre de tu o tus hijos y así darle ese verdadero toque personal que en todas las habitaciones es necesario. Agrega algunos detalles textiles para conseguir un efecto aún más original.

Alternativas para niños en edad escolar

Si la habitación que tienes que decorar es para un pequeño que se encuentra atravesando su edad escolar una alternativa es confeccionar un mural utilizando mapas. Forra toda una de las paredes usando diferentes mapas o uno solo que sea gigante. Esta idea quedará fantástica, especialmente si se está buscando destacar alguna parte de la habitación como zona de estudio, además es muy original e impactante. Para ahorrar dinero podrás sacar los mapas de algún viejo atlas y así, además, estarás consiguiendo un efecto vintage.

También te puede interesar:  Técnicas de decoración con espejos enfrentados

Pegatinas súper creativas

Desde hace algunos años uno de los complementos que más vemos a la hora de decorar la habitación de un niño son las pegatinas o los vinilos. Gracias a ellas podrás crear, sin gastar mucho dinero, escenarios únicos y especiales, por ejemplo podrás crear un campo en donde la naturaleza estará presente, o si tu hijo es fanático del fútbol podrás crear un mini campo con una original y graciosa portería.

Las habitaciones de los niños son sitios en donde es necesario enfocarnos no sólo en la decoración sino, además, en la distribución de los muebles, dejando un espacio importante para el guardado. No solamente se tiene que garantizar la salud y bienestar sino que se tiene que incentivar el desarrollo intelectual, y su creatividad. Tampoco de debe dejar de lado una zona para el juego y el entretenimiento, una actividad tan importante y necesaria cuando uno es niño.

En conclusión, es muy importante que en el momento de crear y decorar la habitación de un niño se piense en un espacio que se enfoque en la atención necesaria para el correcto desarrollo, tanto intelectual como psicológico del niños. Debemos tener en cuenta una correcta elección de colores que deberán ir de acuerdo a la personalidad del niño o de la niña y así conseguir un ambiente que luzca armonioso, equilibrado y muy bonito.