André-Charles Boulle, diseñador holandes, el gran ebanista de la Francia de Luis XIV.

AndreCharlesBoulle
Andre Charles Boulle

 

Realizó multitud de obras que en muchos casos fueron grandes novedades, hasta su muerte el 28 de febrero de 1732.

Desde 1672 trabajó para la reina y para el Delfín de Francia, no sería hasta el 1700 que el rey Luis XIV le encargara trabajos para él mismo.

Los muebles Boulle se caracterizan por el empleo del bronce, relieves de bronce sobre modelos arquitectónicos realizados en fina marquetería.

Los diseños Boulle de marquetería son de tres tipos:

  1. Las clásicas flores.
  2. La llamada de “parte” y “contraparte” en la que se combinan además metal y carey. Se denomina así porque la plancha de metal en la que se recortaba la figura dejaba una contraparte, ambos lados se aplicaban a diferentes muebles. Por mero gusto poseen más valor los muebles que portan la “parte” que los que presentan la “contraparte”.
  3. La combinación de ambas.

 

Fue Boulle el creador de el Bureau plat, un gran escritorio que puede tener 4, 6 y hasta 8 patas, el más común en Boulle el de 6 patas, y uno de los primeros en emplear las patas cabriolé.


La mayoría de este tipo de muebles se conservan en museos como el Louvre, Paul Getty, Wallace, Hermitage o palacios como Vaux le Vicomte. Son objetos muy valorados, llegando a alcanzar entre los 400.000€ a los 3.500.000€.

Para identificar un mueble de Boulle, al no ir estampillado, hay que fijarse en la calidad insuperable y en su estilo característico, además de hacer referencia a los dibujos conservados en el Museo de Artes Decorativas de París.

También te puede interesar:  Decorar el dormitorio con un cabecero fijo

Fuente: Arteyantiguedades

Mury, un beso