La oficina es uno de los espacios más áridos para la decoración: un espacio en donde lo pragmático siempre se impone a lo estético, y los juegos de color y diseño quedan relegados para evitar distracciones. Por ello nos has gustado esta original propuesta para dejar atrás, de una vez por todas, uno de los elementos más conflictivos de la vida en la oficina: el archivero.

drawerment2.jpg

El sistema de archivo Drawerment es una idea de la diseñadora checa Jaroslav Jurica del despacho Hubero Kororo. La propuesta es tan sencilla como provocativa: eliminar totalmente los pesados archiveros, con sus metales y colores tristes, y sustituirlos por gavetas flotantes adosadas a la pared, en módulos con acabados a juego.

El secreto está en el uso de viejos cajones de archivero, con sus distintos frentes y tamaños. Incluso conservando las anacrónicas etiquetas y sus manijas. El resultado: una mezcla irresistible de ligereza y profesionalidad. La versión más leve de la jornada diaria y la memoria.

La foto corresponden a una oficina de Rotterdam donde el sistema se ha implantado con gran atractivo. Jurica lo define como “un grupo de archivos flotantes que vuelan libremente y rompen la rígida atmósfera de la oficina“. Algunos agrupados, algunos por su cuenta. Asimetría es vida en la oficina.

También te puede interesar:  Nuevas tendencias en papel pintado