El color en el suelo, también queda bien

Por lo general, cuando pensamos en darle un toque de color a una estancia, solemos pensar en las paredes: darles un aire diferente, con colores alegres, fuertes, animados… En otros casos, pensamos también en utilizar el techo para que la habitación tenga un estilo diferente, pero, ¿y el suelo?

Para darle algo de color al suelo siempre recurrimos a las alfombras, pero ¿has pensado alguna vez cómo podría quedar si todo el suelo tuviera un color fuerte y alegre? Pues ya no tienes que imaginarlo, porque aquí tienes un ejemplo.

¿Qué opinas del resultado? Claro, hay que tener en cuenta que es importante que el espacio sea amplio, para que no quede agobiante, y que las paredes tienen que ser más discretas, para que la habitación no sea estridente.

¿Te animarías a hacer algo así en tu casa?

Foto de Apartment Therapy

También te puede interesar:  Composición con un sofá bicolor