Estilo Afrancesado

Uno de los predilectos estilos decorativos, fundamentalmente para el diseño del dormitorio de una niña es el afrancesado. Este es un estilo cálido, acogedor, lleno de dulzura, sin grandes cargas y fácil de adaptar a cualquier personalidad.

Realmente inspira ternura y sensaciones muy parecidas a la de regocijo absoluto. Es una habitación que se vera fabulosamente cuidada y donde los detalles serán grandes participes.
Además es fabuloso en lo que tiene que ver con la iluminación debido a que sus colores para paredes y mobiliario así como ropas de cama son los claros y cálidos.

Ayuda también a que las estancias se vean más grandes y la sensación de amplitud realmente es un factor determinante siempre.
Te recomendamos que elijas este estilo para que el dormitorio de tu hija destelle de emociones y se vea fabuloso.

También te puede interesar:  7 cucadas que no pueden faltar en una habitación infantil