El gres es uno de los materiales más utilizados en todo tipo de sectores, tanto en hogares como en otros lugares públicos.

Para las piscinas su uso es muy extendido, gracias a su alta calidad de resistencia al agua, cloro y otras partículas especiales para este mercado. En Gres de Aragón saben bastante de este material, pues desde 1940 estan orientados a la comercialización de arcillas plásticas y a la fabricación de productos cerámicos refractarios para la industria siderometalúrgica.

gres-piscinas.jpg

La excelente calidad de las arcillas de la zona junto al desarrollo tecnológico para cocer a altas temperaturas impulsan, en 1972, a la reconversión de la empresa hacia el mercado de pavimentos y revestimientos de gres cerámico extrusionado o Klinker de alta calidad y que aplican a las piscinas más espectaculares de todo nuestro país.

gres-piscinas2.jpg

El resultado del gres en las piscinas es un producto de máxima calidad y resistencia, aplicable tanto en interiores como en exteriores, y con inmejorables resultados bajo uso intensivo.

La investigación en este campo se basa en el desarrollo de nuevos productos, nuevos esmaltes y proyectos diseñados para usos específicos dentro de la arquitectura actual.

Compartir
Artículo anteriorColor en la cocina
Artículo siguienteRegalos para la casa
[email protected]
  • julia

    Una muy buena empresa de gres para piscinas es Ceramica Sugrañes, en Cerdanyola del Valles