Las habitaciones de los adolescentes tienen mucho que decir, poco a poco van abandonando su infantilismo y necesitan ponerse a la altura de las modas y  gustos acordes de su edad.

La habitación de un adolescente es el lugar en donde el [email protected] permanece más tiempo de toda la casa, en ella realiza sus actividades cotidianas, él o ella crecen y ésta debe ir acorde con su edad. El desarrollo de su carácter ha de hacerlo en un espacio cómodo, en donde va a reflexionar y evolucionar, un lugar en donde ha de sentirse seguro, un refugio íntimo y gustoso para ello.

La distribución puede ser similar a la que siempre ha tenido, zona de descanso, de estudio, de ocio…

Pero ahora es él quien debe decidir sus propios gustos, por lo tanto hemos de dejarle decidir los muebles, colores y decoración.

La combinación de colores y la luz natural son primordiales para esta edad. Madera maciza y detalles de acero son muy recomendables. No puede faltar la cadena musical, un corcho para las fotos, cajones, un gran armario, un espejo y cuadros a su gusto.

Normalmente un adolescente tiende a elegir colores alegres llenos de vitalidad y fuerza, pero también hay personalidades más tranquilas que se inclinan a los claros para dar serenidad. Los oscuros incitan a la reflexión, pero siempre cualquier habitación de este tipo y funcionalidad ha de tener un buen confort de cara al desarrollo de la adolescencia. Todo ello dirá mucho de su estilo de vida y su carácter propio.

Fuente: opendeco

También te puede interesar:  Seven Up: una mesa de centro multifuncional