Suele suceder que hay habitaciones que se vuelven complicadas y difíciles de decorar pero siempre hay algún truco para que esto no siga interfiriendo en nuestra decoración.

Si tu habitación es muy larga, cuestión que suele suceder te recomendamos que la dividas. La idea de crear más de un espacio y marcar bien la división es fantástica porque no facilitara muchísimo la decoración ya que ahora serán dos espacios, no uno inmenso.

Lo ideal es que definas bien cada espacio sin usar un brusco cambio, por ejemplo puedes usar alfombrados en el mismo estilo pero en diferente color, puedes colocar si estamos hablando del living una zona propia para charlar, leer o distenderse y contigua a esta dividida una zona donde mirar tv, escuchar música, etc.
Si estamos hablando del dormitorio puedes colocar de un lado la cama y elementos propios y de forma contigua diseñar un probador con un espejo entero y estantes para organizar ropa, zapatos, accesorios, etc.

Las posibilidades son muchísimas para poder lograr que tus habitaciones pierdan esa poca gracia al ser demasiado grandes.

También te puede interesar:  Como decorar una caravana
Compartir
Artículo anteriorConsejos para tu habitación
Artículo siguientePuertas: originales y personales
Persona humana amante de las letras y del arte con mayúsculas. Siempre sentí curiosidad por la gente y sus extraordinarias rarezas. Algún día volveremos a comunicarnos en las cabinas de teléfono y a poner sellos en los sobres. Mientras tanto... Publicidad, Marketing, 2.0, Blogger, creatividad, actualidad, tendencia, moda, DIY, redes sociales, lovemarks, engagement, fotografía, literatura.