Ideas extremas para una cama seductora

cama-trampa1

Surfeando por la red nos hemos encontrado con esta imagen (de la que no tenemos mayores datos), y debemos reconocer que nos ganó su absoluta deshinibición, su espíritu lúdico y las posibilidades que abre su concepto.

Se trata de una cama con una enorme cubierta de madera que emulan, gracias a una rama, una de esas trampas para animales silvestres. Sólo que en este caso, quien queda atrapado es el ocupante (o los ocupantes) de las cama, ganando una recelosa intimidad.

La idea, aunque un pelín cruda para el dormitorio de una pareja, adquiere otro sentido en una habitación infantil, y nos abre hacia decenas de posibilidades y alternativas para el resguardo que en su momento significaron los doseles con velos o cortinas.

Se trata de vestir una cama un tanto anodina con un mucho de imaginación y de sentido lúdico. Las opciones significan todo un universo: desde esta trampa hasta cortinajes suspendidos alrededor de la cama, pasando por las balizas de bambú, los libreros, paneles luminosos o translúcidos y con caídas de agua.

El límite lo señala cada uno, y el dormitorio todo está permitido.

Fuente | Sexy or Not?

También te puede interesar:  Estanterías con onda