Inspiración: rosa y blanco

2
99

¿Acaso no desearías darle un poco de vida a esa aburrida habitación blanca? Cuando deseamos renovar una habitación, muchas veces no contemplamos la opción de darle un giro a los colores y terminamos comprando toda una serie de muebles para remodelar y gastando cientos de euros en ello. Pero, ¿qué hay de renovar los colores y conservar los mismos elementos que ya tenemos?

En esta ocasión les propongo un bello rosa brillante con blanco, para dar una sensación de espacio y modernidad a cualquier tipo de habitación. Solemos pensar que el rosa es exclusivo de las habitaciones de las niñas, pero como puedes ver en las imágenes, un rosa muy brillante le puede dar mucha vida y clase a tu espacio. Hay que tener cuidado de no abusar del rosa, pues puede recargar mucho la habitación.

Les recomiendo conservar las dos o tres paredes más grandes de la habitación en blanco y pintar un espacio más pequeño en rosa. Podríamos poner, por ejemplo, todo el piso en blanco y un tapete rosa brillante, muebles blancos y cojines rosas, una mesa blanca y un jarrón rosa para darle un toque de color aparentemente simple, pero que puede hacer una gran diferencia.

091608_pinkwhite1
En este caso se conservaron los muebles, paredes y elementos decorativos en blanco pero se pintó la silla de rosa para darle un toque de color a la habitación. Las flores en tonos brillantes como estas orquídeas también son una buena idea para jugar con los colores.

En esta habitación retro encontramos un juego de colores y espacios. Se pintó el fondo del mueble en rosa para que contrastara con el sillón y el resto de los elementos decorativos se conservaron en su estado original.

bathroom_decoration_41

Se pensaría que un baño no puede ser rosa, pero en esta habitación se jugó mucho con la luz y elementos decorativos como jarrones blancos para darle un aspecto elegante.