La habitación mágica: una obra de arte acabada

0
51

Quisimos proponerte crear una habitación que fuera más allá de un espacio físico, que se convirtiera más que nada en una prolongación de ti mismo. Para ello te hablamos de qué lugar escoger y que muebles elegir. Una vez hecho esto llegará el momento de darle tu toque más personal. Una buena idea es rescatar esa vieja caja en la que guardas tus cosas: entradas de cine, fotografías, tickets de museos, textos,… Partiendo de esta base y con un poco de creatividad puedes conseguir resultados fantásticos.

Una buena idea es diseñar una serie de cajas originales. Puedes decorarlas con un collage de todos esos viejos objetos que encontraste. También puedes pasar algunas de las fotos a blanco y negro y combinarlas con la misma fotografía en color en una especie de composición en la pared o enmarcándolas.

En el sofá que decoraste al más puro estilo hippy puedes colocar unos cojines en un color liso a los que coloques una pequeña flor creada por ti usando fieltro de colores. No te olvides de las velas aromáticas o el incienso. El toque final puede ser una alfombra. Mira estas para inspirarte. Y como no alguna lámina artística como las que aparecen en esta página. ¡Ahora, después de un gran trabajo concluido, sólo te queda disfrutar!

Dejar respuesta