En el tema de la decoración, cualquier pequeño detalle es susceptible de convertirse en una pequeña obra de arte. Y si además, viene de París, tiene un encanto añadido. Por eso nos encanta este macetero de diseño, elaborado por Duende Studio para Galerie Gosserez.

Es un original macetero de diseño de dimensiones pequeñas que, además, puede reciclarse. Está presentado en un exclusivo estuche de cartón reciclado muy útil para su transporte antes de incluir la planta que le dará el toque perfecto.

Y es que esta pieza no tiene un diseño al uso. Todo lo contrario, está conformado por varias piezas circulares que se colocan, una encima de otra,  alineadas alrededor de un agujero central. En él se coloca un tubo de vidrio que acoge la planta y el agua.

Lo más interesante de este modelo, además de su originalidad, es que parece que se va a desarmar en cualquier momento pero no, mantiene el equilibrio en casi cualquier posición que le pongamos. Además, como lo único que tiene que tiene que cuadrar son los agujeros centrales, puedes hacer varias combinaciones hasta quedar satisfecho con el diseño. Puedes poner una base ancha y subir de manera cónica o, al contrario, comenzar por la pieza más estrecha y poner la grande en la parte superior. Todo lo que se te ocurra, porque es completamente personalizable.

No nos negarás que es toda una maravilla del diseño de las cosas pequeñas, como diría Luis Piedrahita, y es que este macetero sólo tiene 12 centímetros de alto y de 6 a 12 de diámetro. Estarás deseando llenar la casa de pequeñas plantitas.

También te puede interesar:  El color naranja en decoraciones modernas

Fuente: Eclécticos