Plantas que crecen en los libros

Seguro que tienes algún libro en casa de esos gordos que sólo sirven para decorar la estantería. O de pequeña te regalaron varias veces El Quijote y los tienes allí repetidos y cogiendo polvo. Hoy te traemos una idea muy original con la que puedes darle un nuevo uso a esos libros grandes que hace mil años que no coges.

Por ejemplo, puedes convertirlos en un bonito macetero. Sí, un macetero para las plantas. Aunque hace tiempo ya te enseñamos una manera de hacerlo, hoy te enseñamos una más elaborada. Pero no te asustes, porque es una manualidad muy fácil que podrás hacer tú mismo y con muy pocas herramientas. ¿Quieres saber cómo?

Tendrás que recortar un hueco cuadrado o redondo dentro de las hojas. Deja la portada y la contraportada completas para que tenga un toque más elegante. Después, cuando ya tengas el hueco, deberás meter algo de material aislante, para que cuando al poner la tierra y el agua no empape las páginas y tu macetero se estropee. Una fiambrera o un plástico que recubra todo muy bien pueden valerte.

Después sólo tienes que añadir en este recipiente la tierra con las plantas o las semillas y cuidarlas mucho. Es un resultado espectacular que puede alegrar mucho tu biblioteca. Eso sí, ten en cuenta el tipo de planta que pones para saber cuánta agua y luz necesita. También es importante que escojas una flor con raíces pequeñas, porque aunque sea un libro gordo, tampoco tendrá mucho fondo.

¿No te parece una solución muy elegante para tus libros y plantas?

También te puede interesar:  Regalos para San Valentín separadores para libros