He aquí un proyecto que reúne las dos tendencias del diseño actual: el gusto por los materiales naturales y la recuperación de estilos tradicionales desde una óptica moderna. En este caso, se trata de una reinvención del estilo Victoriano con un uso innovador de la madera tosca, con vetas visibles.

adam-rowe-c-adam-rowe-victo.jpg

Adam Rowe, un diseñador inglés, presenta el sofá Abuelo Victoriano: una firme base de madera reciclada pulida que sustenta las formas de un sillón victoriano de suntuosa tapizado en imitación de piel. Incluso luce los botones a presión distintivos del estilo.

El resultado es una pieza de riesgo medido y vastas sugerencias. Resulta interesante como, ante la presencia del tapizado en un sobrio oliva, la madera pulida adquiere un aspecto sorprendentemente elegante, cercano al mármol gracias a su rico veteado y al trabajo artesanal sobre la madera.

La intención de Rowe era crear un mueble que acabase con las concepciones arcaicas sobre el uso de los materiales y el valor que les asignamos. Hace alguno años, la idea de un sillón de líneas clásicas elaborado en madera tosca hubiera resultado ridícula. Ahora es el alma de un mueble que puede ser el protagonista de ambientes modernos o clásicos, rodeado por almonedas o como contraste dentro de un ambiente rústico.

También te puede interesar:  Cojines, un mundo de formas y colores