En una época en la que lo clásico vuelve a estar de moda, pero parece que no queremos deshacernos de lo más actual, la mezcla de estilo retro y moderno se ha convertido en una gran solución en materia de decoración. Apostar por una arquitectura de contrastes requiere de un cuidadoso método para no quedarse en el intento. Se trata de lograr la armonía entre todos los elementos para no caer en la excentricidad del diseño.

Reforma de piso con mezcla de estilo retro y moderno
Q Arquitectura

¿Cómo conseguimos una buena mezcla de estilo retro y moderno?

  • Saber qué quieres: Visualiza como quieres que se vea tu hogar. Contrata a un arquitecto interiorista que te asesore sobre las mejores posibilidades de tu reforma. No lo hagas a lo loco o de forma desordenada. El resultado no será el esperado y habrás gastado tu tiempo y dinero.
  • Aprovecha tus muebles antiguos: Sí, no nos hemos vuelto locos. La ventaja de introducir el estilo retro y moderno en nuestro hogar es que podemos reciclar aquellos que ya habíamos descartado por clásicos. De esta forma, conseguiremos aportar un toque personal a nuestra vivienda, además de ahorrarnos un buen dinero.
  • Utiliza estampados: Pierde el miedo al uso de este tipo de elementos para tu proyecto de estilo retro y moderno. Si los utilizas correctamente, tu hogar ganará en personalidad y potenciará la viveza del ambiente.
  • Paredes de ladrillo interior: El toque underground de estos elementos dotará a tu hogar de un estilo único. Aunque pueda parecer propio de lugares de carácter más industrial, combinándolo con otros materiales, permiten crear ambientes muy acogedores. Además, las imperfecciones generadas con el paso del tiempo, su rugosidad y tonalidad propia lo hacen del todo singular.
  • Si no estás seguro, no mezcles más de dos estilos: Si quieres evitar ambientes sobrecargados en exceso, procura usar dos estilos. En este caso, con el estilo retro y moderno, define el que más te guste e intenta que uno predomine sobre el otro.
  • Dos estilos opuestos: La arquitectura de contrastes conlleva la mezcla de dos estilos bien diferenciados para que el resultado sea fácilmente apreciable. No intentes conseguir tal efecto con aquellos que sean parecidos. El secreto de esta técnica reside en la diferencia marcada por ambos.
  • Utiliza colores de una misma familia: Esta técnica te permitirá utilizar los elementos decorativos para crear el contraste. Así se impide el exceso del mismo, centrando la atención en aquellos componentes que marcan la diferencia, dando una sensación de armonía y originalidad al mismo tiempo.
También te puede interesar:  Diseño Ruso para un bar-restaurante

Reforma de piso con mezcla de estilo retro y moderno

Filosofía de contrastes en un piso de Madrid

En Q Arquitectura somos profesionales metódicos y experimentados en lo referente a la mezcla de estilos para proyectos de diseño interior. Actualmente estamos inmersos en una reforma en el centro de Madrid, donde estamos poniendo en práctica lo  expuesto anteriormente, para conseguir la correcta armonía entre el estilo retro y moderno con un cierto toque industrial y minimalista. Se trata de una vivienda de una superficie de 159 m2 cuya última ampliación corresponde al año 1925 y que los dueños querían modernizar sin perder el toque clásico que le correspondía por historia. El perfecto ejemplo para aplicar nuestra filosofía de contrastes, que tanto éxito está teniendo estos últimos tiempos.

La idea es mantener la esencia más clásica del lugar, dejando algunos de los elementos más antiguos del inmueble presentes, adaptándolos a los nuevos estilos, sin necesidad de aplicar grandes tareas de restauración.

La reforma integral todavía se encuentra en construcción, pero la mezcla de estilo retro y moderno se hace evidente. Se pretenden extraer los pilares de madera que cuentan con una estructura mixta (compuesta por ladrillo y madera) manteniendo al mismo tiempo los techos altos de más de tres metros, propios de otra época. También permanecerá la estructura clásica de ventanas y balcones que, pese a contar con una pequeña restauración, no perderán su esencia.

El sistema de calefacción con el que cuenta el inmueble se basa en radiadores de hierro fundido, recurrentes en la expresión retro, que se adecuarán dentro de la mezcla de estilos que proponemos, gracias a una capa de pintura en colores modernos.

También te puede interesar:  Aprovecha el espacio: camas plegables

Reforma de piso con estilo retro y moderno

Los elementos del contraste llegarán con la pared de ladrillo dentro del dormitorio principal, que aportará un toque industrial neoyorquino al lugar, además de dos puertas correderas de gran dimensiones (3×4 m y 3×1,5 m). Por otro lado, el tradicional parqué será sustituido por un suelo de microcemento acorde al estilo underground que proponíamos con los anteriores elementos.

Por último, la cocina, de gran tamaño, contará con un estilo minimalista en color blanco que supondrá un 30% del inmueble, aportando  el contraste buscado entre lo retro y moderno. Y tú, ¿te atreves a probar la mezcla de estilos para tu reforma?