El orden de una oficina, de un lugar de trabajo, es primordial para conservar el orden, la organización del trabajo, es algo que a la vez influye en nuestra salud y bienestar. El estrés que sentimos cuando buscamos algo necesario que no encontramos, nos aumenta el nerviosismo, esto se soluciona con el orden adecuado y los accesorios necesarios que se brindan a ello. Otro detalle es que este acción, suele tender al amontonamiento de accesorios, documentos… algo que puede dar dolores de espalda, de cuello, de brazos… al forzar innecesariamente para poner lo necesario a nuestro alcance.

Lo más básico es un armario para almacenar, archivadores, documentos, libros… puede ser doble, simple, con estantes…

Los aparadores son también muy útiles, estos son ideales, si el lugar de trabajo es una recepción, pues sirven de mostrador y de organizador, además de formar parte de la decoración. En las oficinas, igualmente son prácticos, pues ayudan a llenar los espacios.

Las cajoneras, son ideales para el orden. Muebles sencillos que nos hacen un papel importantísimo por su gran cabida. El archivar documentos en forma alfabética o de la forma más conveniente es una manera de utilizar estos muebles accesorios que se pueden colocar en cualquier parte, algo que se agradece en las oficinas más pequeñas, las hay de muy diversos colores, adaptables a cualquier decoración.

El mobiliario, depende del tipo de lugar en donde ser realiza el trabajo, por ejemplo lugares más serios y elegantes como despachos, requieren sofás cómodos, sin embargo en recepciones, son más aconsejables, sillas rígidas, o si el lugar es un despacho simplemente, con cuatro sillas sencillas es suficiente

También te puede interesar:  Alfombra a todo color

Fuente: decoracion de oficinas

  • Jorge

    Me gusto su articulo