A todos los padres nos gusta tener la casa ordenada, limpia y sin trastos por medio ¿verdad? Eso implica no tener las paredes pintadas, ni tropezar con juguetes cuando se camina por la casa, etc. ¿Sabes cuál es la solución perfecta a este problema tan habitual? ¡Tener niños decoradores en casa!

Es importante que los niños cuando tengan edad para hacerlo (a partir de los 4 o 5 años) participen en las decisiones de decoración de la casa, de esta manera tendrán una sensación de seguridad y confianza en el hogar.

Para que tus hijos se sientan como niños decoradores y que su opinión también cuenta, es importante que no sólo selecciones los muebles para ti, sino que cuando compres los muebles tengas en cuenta la decisión y el uso que le podrá dar también tu hijo en casa. Crear un estilo común para todos es importante para que tus hijos se sientan integrados en toda la casa, no sólo en su dormitorio.

playroom
Fuente: decorblog.es

 

Elige color en tu decoración que sean resistentes a la suciedad (¡los niños ensucian mucho!) como porejempo el gris, elverde, el azul, el morado… ¡y huye del blanco!

Además tus hijos pueden ayudarte a decorar las paredes siendo ellos los artistas que pinten sus “obras de arte” para decorar las paredes. ¿Qué mejor que los dibujos de tus hijos para disfrutar de la belleza de su creatividad. También puedes permitirles que te ayuden a pensar en la distribución del mobiliario y en la elección de los detalles y decoración, así como de los textiles de tu hogar. De esta manera sentirán mayor responsabilidad hacia la decoración de la casa y tendrán más sensibilidad en el trato hacia los objetos.

También te puede interesar:  Decorar la habitación del niño

Pregúntale a tu hijo si quiere algo para la decoración de la casa como por ejemplo una mesa pequeña con una silla para un rincón de creatividad para el salón, un rincón de lectura, una escalera para acceder al lavamanos, o accesorios para el cuarto de baño, etc.

¿Qué más se te ocurre para que tus hijos puedan ser niños decoradores?