Ocultos: 2 soluciones invisibles para el trabajo doméstico

0
100

Existe una regla no escrita en decoración: las herramientas y los aparatos electrónicos están permitidos, siempre que no se vean. Existen numerosos consejos para disminuir el impacto visual de unas y de otros, pero lo que se logro es, en todo caso, disimularles, y rara vez se integran al todo decorativo. Con lo que, podríamos concluir que las escobillas y los PC lucen mejor cuando no se ven.

En esa tesitura, hemos encontrado dos soluciones muy originales y con un toque de tradición para los implementos de lavado y los ordenadores personales.

lavado

El cajón oculto
Los escobillones y las esponjas son un tema irresoluto en la cocina. Siempre rondan alrededor del lavabo, incluso cuando se disponen recipientes para su almacenaje. En Unclutter han encontrado una solución atractiva, económica, práctica y un toque de antaño: un cajón oculto en el frente del mueble de cocina. Se trata de un sencillo pestaña abatible en donde se colocan lo implementos de lavado. Su costo de instalación es muy bajo.

armario-pc

El ordenador oculto
¿Tienes un armario sin uso? Si no lo tienes, probablemente después de ver esta idea querrás hacerte de uno. En Lifehacker, un usuario (Kreamer) ha mostrado la segunda vida tecnológica que puede tener un armario viejo: reconvertido como centro de trabajo. Con el añadido de una repisa para sustentar la PC, y la impresora y papeleras ubicadas en las gavetas existentes. ¿La iluminación? Dos lámparas para muebles de cocina de Ikea. Sobre el interior de la portezuela, incluso hay espacio para un tablero. La parte posterior del armario fue adaptada con ranuras para facilitar el paso de cables y la conexión de unidad USB.

Una vez terminada la jornada en la PC, el armario se cierra, y el ambiente pierde tecnología, pero gana un vistoso mueble de madera, más sencillo de combinar con la decoración.

Fuentes | Cajón | Amario

Dejar respuesta