Oficinas para dos: cómo decorar

¿Trabajas desde casa? En ese caso, seguramente ya habrás visto un montón de ideas originales para decorar tu rincón para

Hay muchas maneras diferentes de organizarse. Por ejemplo, una mesa corrida, tipo tablero, para trabajar uno al lado del otro puede ser una buena opción, sobre todo para ver las pantallas uno del otro, y para compartir documentos, materiales…

Otra alternativa es trabajar en una misma mesa, pero en posiciones enfrentadas, es decir, una persona enfrente de la otra. La idea queda realmente bien, da algo más de independencia pero además, permite la interacción entre las dos personas que trabajan. Aquí van un par de ideas.

La ventaja de esta idea es que hay más espacio para trabajar, ya que a los lados y alrededor del espacio de trabajo queda mucho sitio, sin renunciar a estar cerca de la otra persona, para comentar, intercambiar ideas…

Y por último, la otra idea consiste en dejar un espacio mucho más independiente para cada persona, con una mesa y un espacio distinto. Es ideal para tener más independencia, pero la verdad es que hace falta una habitación más grande, ya que se necesita más espacio.

También te puede interesar:  Oficinas insólitas

¿Con cuál de todas estas ideas te quedas? Lo cierto es que todas ellas son estupendas y muy prácticas para decorar una oficina para dos.

Fotos de Apartment Therapy