Los hijos crecen y eso no podemos evitarlo, crecen y parece que haya sido ayer cuando llegó al mundo, pero la realidad es que va de camino a la vida adulta y está en plena adolescencia. La habitación de un niño a otra de un adolescente suele cambiar de forma drástica, tanto como su interior y exterior empieza a transformarse. Ya no es un niño y quiere dejar claro que esa etapa quedó atrás.

El espacio que antes era más de juego y diversión ahora tendrá que pasar a ser un espacio de inspiración, de estudio, de entretenimiento, de aislamiento y reflexión, pero sobre todo de privacidad en el que poder leer, escuchar música y estar con los amigos.

Pero decorarlo y encontrar todo lo que necesita no siempre resulta tarea fácil, por eso aunque hoy te quiero dar algunos consejos para que la habitación se adapte lo mejor posible a tu hijo adolescente, primero tendrás que preguntarle directamente qué es lo que quiere en su dormitorio. Es más, te aconsejo que tu hijo decore contigo mano a mano el que será su nuevo refugio para que exprese su estilo personal.

dormitorio adolescente
Fuente: decomoderna.com

 

Color

El color es muy importante, además es la forma más rápida e impactante de conseguir un cambio en la habitación de tu hijo adolescente. Cambia el color que tenía de niño y que elija un color que le guste ahora ¡tú elige la combinación!

Pizarra

Si cuando era un niño tenía una pizarra en su dormitorio ¡no la tires! Es un complemento estupendo para un adolescente… ya no pintará flores pero podrá organizarse con su horario semanal del instituto, por ejemplo.

También te puede interesar:  PipaPia, ¡Textil infantil con mucho encanto!

La decoración

Si en la decoración hay cosas demasiado infantiles como lámparas de animales, sábanas o cuadros de ositos, es hora de cambiar todos esos accesorios por otro estilo de decoración que vaya más acorde a su personalidad actual.

¿Qué más crees que resulta importante para pasar de la habitación de niño a adolescente?