Los percheros son siempre necesarios, dan comodidad y orden en la ropa que no te has de poner en un momento y que no hace falta guardar todavía en el armario.

Cuando llegas a casa y te quitas la chaqueta, siempre vas a buscar un lugar para colgarla, entonces es el momento de ese perchero que tanto te puede servir, este te evita que la ropa esté siempre por encima del sofá o las sillas.

Los hay de cualquier estilo y color, tanto clásicos como de última tendencia.

No simplemente un colgador se puede utilizar en solitario, si colocas una barra hacia delante con varios orificios, te permitirá colgar varias perchas para varias prendas, este es ideal para las habitaciones, pues camisas, pantalones… pueden situarse en ellas.

Si tu estilo es original, convierte los colgadores en objetos como señales indicadoras en forma de flechas, además si lo colocas en el recibidor, les servirá a las visitas para orientarlas hacia los lugares de la casa (salón, baño).

Cada habitación, según su uso, puede adaptarse a su correspondiente motivo, por ejemplo, en la habitación de estudio, un lapicero o el puntero del ordenador puede servir de colgador para tu chaqueta.

Si eres un amante de las plantas y la vegetación, puedes optar por plantas a modo de perchero. En el recibidor, unos cactus son de los más originales. Si los pones de varios colores, darán mucha más viveza al decorado.

Los amantes de la naturaleza, tienen donde elegir. Cualquier motivo natural les puede servir de pechero. Pajaritos en un árbol, una catarata, palmeras con cocos…. genial para este tipo tan particular.

También te puede interesar:  Dormitorio estilo camarote

Fuente: decora ilumina