¿Has pensado en darle un toque original y diferente a la decoración de tu casa? La verdad es que las opciones son muchas, y todo depende de cuánto quieras cambiar la casa y del presupuesto del que dispongas. Y es que no es lo mismo cambiar los muebles de arriba abajo que pintar (que aunque puede parecer poca cosa, puede darle un toque absolutamente diferente a tu casa).

El caso es que si quieres cambiar tu casa pero no te animas con los muebles y no te apetece mucho lo de pintar todas las paredes, he encontrado una idea estupenda: ¿qué te parece si pintas las puertas de casa?

Por lo general, tenemos nuestras puertas en madera, o blancas, en algunos casos, y nunca nos planteamos la posibilidad de cambiar el color de esta parte de la casa. ¿Te atreves?

Lo cierto es que me gusta mucho la idea, sobre todo porque puedes elegir el color que quieras para las puertas, dándole un aire absolutamente rompedor y novedoso a tu casa, ¿qué te parece la idea? A mí, sinceramente, me encanta. En la foto puedes ver la puerta en azul, pero, ¿te la imaginas en verde? ¿O en un color morado?

En cualquiera de los casos puede ser una idea realmente original y muy llamativa. Tengo que reconocer que me encanta. Eso sí, también hay que tener en cuenta que a la hora de pintar las puertas tendrás que consultar con un profesional sobre el tratamiento que debes hacer (depende de cómo estén las puertas, si están lacadas, por ejemplo) antes de pintar, del tipo de pintura más recomendable para el tipo de puerta…

También te puede interesar:  Decoración con patinetes

Pero en cualquier caso, merece la pena que te animes, o por lo menos, que te plantees la posibilidad, porque es una idea muy rompedora para cambiar el estilo de tu casa.

Foto de Apartment Therapy