Cuando pensamos en ideas originales para decorar nuestra casa, pintar las paredes con tonos diferentes es una de las primeras ideas que nos llaman la atención. Pero la verdad es que no siempre nos planteamos la posibilidad de pintar el techo. Y como ves, puede ser una gran idea.

Si estás pensando en hacer algo diferente con la decoración de tu casa, a lo mejor esto te puede encajar. Eso sí, es una idea apta solo para los más rompedores: pintar el techo en naranja.

Para que no recargue demasiado, lo ideal es combinarlo con las paredes en blanco y con una decoración de la habitación basada sobre todo en tonos neutro, como el blanco o el beige.

La idea, desde luego, es muy original. ¿Te gusta?

Vía| Apartment Therapy

También te puede interesar:  Decorar para el verano