Reciclar latas es una actividad bastante enriquecedora. El hecho de reciclar es algo que deberíamos practicar todos, más a menudo. Las latas, las botellas u otros recipientes similares, son facilísimos de utilizar para muchas cosas… entre otras, para organizar rincones de pequeños o grandes artistas.

reciclar latas
Fuente: Magic Madzik 

 

En esta ocasión reciclar latas, es muy fácil, ya que han aprovechado el color original de las mismas. Pero es una idea pintarlas o forrarlas, para darles un toque de color, de contraste o una pincelada más original. Si quieres forrarlas, puedes hacerlo con tela o con papel. Si combinas bien los colores o patrones, quedarán unos recipientes preciosos.

Cuando la lata reciclada (o las latas) esté preparada, hay que buscar una base para incluir todos los botes. También se pueden repartir por separado, pero es una idea fijarlos sobre una base (en este caso redonda) Puede ser una gran solución fijarlos a la base, de esta manera no verás botes caídos a cada instante.

Fija los botes con silicona o bien con un adhesivo adecuado, para pegarlo a la base escogida. Recuerda que, dependiendo del material, necesitaremos un tipo de pegamento u otro. Cuando estén todos los recipientes pegados, ya puedes rellenarlo con lo que necesites.

Una gran idea es poner el conjunto sobre la mesa de escritorio o el lugar donde nuestros hijos dibujen. Dentro de cada recipiente, puedes meter lapiceros, colores, tizas, rotuladores y todo lo que quieras que se mantenga recogido. Procura enseñar a tu hijo, desde pequeño, a organizar todas sus cosas.

Cada bote puede ser para algo en concreto, de hecho se le pueden añadir pequeñas etiquetas para diferenciar. Aunque aquí vemos como reciclar algunas latas para llenarlas de rotuladores y colores, pero también puedes utilizarlas para guardar otro tipo de cosas como anillos, pulseras, collares o bien cosméticos. ¿Qué os parece la idea?

También te puede interesar:  Una escalera para organizar tu lavandería