En el artículo de hoy, os vamos a hablar de una técnica de decoración que se esta poniendo de moda para los espacios pequeños y estrechos como pasillos o cuartos de baño.

Esta técnica consiste en decorar una pared completa de espejos, como podéis observar en el fotografía. Sin embargo, justo en frente de esa pared de espejos, colocaremos algunos espejos más pequeños.

Estos espejos pequeños pueden servirnos como cuadros decorativos en los pasillos, o como espejos de lavabo para los cuartos de baño.

¿Qué se consigue con esta técnica?

-Dar profundidad a la habitación.

-Mayor iluminación.

-Sensación de limpieza.

-Un toque personalizado de diseño.

Además la pared que habéis cubierto por completo con espejos podéis utilizarla como armario empotrado si la agujereáis y antes de colocar las puertas con espejos. De esta forma lograreis obtener mayor espacio y orden en vuestro hogar.

Enlace: micasarevista

También te puede interesar:  Añade objetos con estilo a tus paredes